Bartali y la ‘Lista de Schindler’ de otros deportistas que ayudaron a escapar a judíos del Holocausto

Un buen número de atletas y entrenadores (incluso alemanes) evitaron la muerte de personas inocentes arriesgando su propia vida.

1525368306_311592_1525368448_miniatura_normal

El italiano Gino Bartali, un mito del ciclismo, salvó a muchos judíos del exterminio nazi trasportando en su bicicleta, mientras entrenaba, documentación, mensajes, planes secretos… Fue un héroe, reconocido como Justo Entre las Naciones por Israel, personificado en el Yad Vashem, conocido fuera de Israel como Museo del Holocausto, en las cercanías de Jerusalén, y que es un recinto impresionante.

En esa lista se homenajea a aquellos gentiles (quiere decir no judíos) que ayudaron a evitar el sufrimiento y la aniquilación en los Campos de exterminio nazis de quienes sí lo eran.

Es el deportista más conocido entre los que tuvieron ese gesto de humanidad,jugándose la vida para salvar a los demás. Una especie reducida de La Lista de Schindler, película dirigida y producida por Steven Spielberg, basada en el libro del australiano Thomas Keneally.
Ayudaron muchas otras personas, menos conocidas, pero que también han recibido su reconocimiento en Jerusalén. Y no hubo pocos deportistas. Aquí hay una pequeña muestra:

Margit Eugenie Gitta Mallás (Hungría), natación
Nacida en Liujbiana, que entonces pertenecía al Imperio Austrohúngaro. Fue bronce en los Europeos de natación en 4×100 metros estilo libre en los Europeos de París 1931. Era diseñadora gráfica. Perteneció a una asociación clandestina llama Hablando con los Ángeles, que salvó a centenares de judíos, sobre todo mujeres y niños. Detuvieron a todos sus compañeros, pero ella salvó una libreta de instrucciones para seguir actuando y salvando gente. Emigró a Francia en 1960 y se casó con un judío que había sido brigadista internacional en la Guerra Civil española.

Zarko Dolimar (Croacia), tenis de mesa
Uno de los mejores jugadores del mundo en su especialidad y muy conocido en su país. Aprovechaba esta circunstancia para acudir a la sede de la Ustasi (la policía política croata, pro nazi), donde era recibido como un amigo, y aprovechaba para sustraer documentos de identidad en blanco. Junto a su hermano Boris los falsificaba y de esta forma hacía posible que los judíos amenazados salieran del país.

Maria Helena Friedlander (Alemania), gimnasia
Profesora de este deporte. Se fingía simpatizante nazi, daba clases de gimnasia a alemanas de esta ideología y obtenía información. Escondió a muchos judíos en su casa y sostuvo su alimentación con el sueldo que recibía por su trabajo de las esposas o hijas de jerarcas nazis. Acabó viviendo en las cercanías de Jerusalén.

Maria Helena Friedlander, que simulaba ser simpatizante nazi, obtenía información y ocultaba judíos en su casa.

Tadeusz Gebethner (Polonia), fútbol
Fue capitán de el Polonia, equipo de prestigio. Cuando Alemania invadió su país, el 1 de septiembre de 1939 (ataque que dio lugar a la Segunda Guerra Mundial), se enfrentó a los tanques nazis con el mítico 102ª Regimiento de Ulanos, a caballo. Fue hecho preso y recluido en Lituania. Consiguió escapar y acabó en Varsovia, en el guetto judío que acabó sublevándose con gran coste de vidas. Conseguía y falsificaba documentos de identidad.

Jan Kasper Klein (Holanda), gimnasia
Este profesor de gimnasia alojó a diecisiete judíos en su casa, en un falso techo. Se alumbraban con velas, que debían apagar si había alguna visita. Llevaba a su casa un número excesivo de hogazas de pan, porque se suponía que allí vivían sólo él y su esposa, y para disimular ante los vecinos se inventó que tenía una fábrica de pan rayado. Finalmente, él y sus acogidos fueron detenidos por las SS y llevados a Dachau. Jan Kaster Klein sobrevivió al campo de exterminio, pero de los 19 deportados sobre lo hicieron tres.

Martin Uhrer (Eslovaquia), fútbol
Jugaba en el Slovan Bratislava y fue internacional por la selección checa. Ocultó a judíos en diversos lugares y les hizo pasar cladestinamente a Hungría. Cuando los nazis invadieron este país, acudió allí y consiguió rescatarlos. Fue delatado y capturado por los nazis, pero sobrevivió.

Anthonie y Judith Pieter Watermans (Holanda), entrenadores
Eran matrimonio. Él era instructor deportivo y propietario del club La Haya. Escondió a un amigo, primero, y luego a un grupo de estudiantes, detrás de una pared falsa. Su mujer era la encargada de recorrer las calles y conseguir la alimentación, sin levantar sospechas.

Danielius Zilevicius (Lituania), fútbol
Jugaba en el FFLS de Kaunas y en la selección de Lituania. Consiguieron esconder a una niña de una familia judía, llamada Genia, haciéndola pasar por su hija. De sus padres nunca más se supo.

Juntos entre los justos. Gente se jugó la vida para ayudar a otros. – Fuente>>

Un comentario sobre “Bartali y la ‘Lista de Schindler’ de otros deportistas que ayudaron a escapar a judíos del Holocausto

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s